Tutiempo.net
Donald Trump sugiere que podría postergarse la cumbre con el líder norcoreano Donald Trump sugiere que podría postergarse la cumbre con el líder norcoreano
Las cosas parecen complicarse y el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, sufre el mal trago de tener que bajar la expectativa que se había... Donald Trump sugiere que podría postergarse la cumbre con el líder norcoreano

Las cosas parecen complicarse y el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, sufre el mal trago de tener que bajar la expectativa que se había creado sobre uno de los hechos más significativos para la seguridad global: dijo este martes que es posible que su esperada cumbre con el líder Kim Jong-Un para la desnuclearización de Corea del Norte se postergue.

Al recibir al presidente de Corea del Sur, Moon Jae-in, en la Casa Blanca, Trump respondió brevemente a los periodistas que “francamente, sería una posibilidad de hacer grandes cosas para Corea del Norte y para el mundo. Si no ocurre, tal vez pueda ocurrir más tarde. Tal vez en otro momento”.

Trump y Kim habían acordado un encuentro en Singapur el 12 de junio para discutir la eliminación de armas nucleares por parte de Pyongyang y de la península coreana. El estadounidense estaba exultante por haber logrado esa cumbre y, como es habitual, manifestó abiertamente su entusiasmo varias veces por Twitter. A pesar de que muchos expertos sugerían cautela, ya que el régimen de Pyongyang ha demostrado en su historia que es volátil en sus decisiones, Trump incluso coqueteaba con la idea de obtener el premio Nobel de la Paz.

Hubo gestos importantes, como la visita secreta del hoy secretario de Estado Michael Pompeo, la realización de una cumbre entre Kim y Moon y la liberación de tres estadounidenses detenidos en Pyongyang.

Pero a medida que las negociaciones se profundizaron, las diferencias se agravaron. La semana pasada Pyongyang canceló las conversaciones previstas para esos días con Corea del Sur como queja por los ejercicios militares llevados a cabo con EE. UU. Además, advirtió que la cumbre se cancelaría si Washington insistía en exigir la desnuclearización total y unilateral del régimen, sin ofrecer nada a cambio.

La razón que esgrimió Corea del Norte para esa advertencia fue una declaración del consejero de Seguridad Nacional, el “halcón” John Bolton, quien dijo apostar al “modelo libio” de desnuclearización, algo que inmediatamente rechazó Kim, que no quiere emparentar su destino al del líder libio Muhammar Kadafi, defenestrado y muerto en 2011.

Según Trump, Kim parece haber cambiado de postura después de una visita sorpresiva a China, donde se reunió con el presidente Xi Jinping. “Debo decir que quedé un poco decepcionado porque después que Kim Jong Un tuvo un encuentro con el presidente Xi, el segundo encuentro (…) hubo cierto cambio de actitud”, dijo. No obstante, reiteró que, en caso de que sea posible alcanzar un acuerdo con Corea del Norte por su programa nuclear, Washington garantizará la continuidad del gobierno de Kim.

“Vamos a garantizar su seguridad. Y hemos hablado sobre eso desde el inicio. Él estará seguro. Estará feliz. Su país será rico, muy próspero”, señaló Trump.

El surcoreano Moon, que ha quedado un poco descolocado ante el nuevo escenario y tuvo que correr a Washington para afilar una estrategia con Trump, dijo sentirse confiado en que el estadounidense será capaz de “alcanzar un cambio dramático”, que incluya poner fin a la guerra de Corea que dura 65 años, la completa desnuclearización de Corea del Norte y normalizar las relaciones.

No se sabe aún si el escenario real ha cambiado, o si Kim y Trump están calculando y midiendo la reacción del otro. Pero el jefe de la Casa Blanca, lejos de la efusividad del comienzo, parece estar dándose cuenta de que estrechar la mano de un dictador que viola los derechos humanos y salir de la reunión sin obtener lo que busca puede ser un verdadero papelón internacional y, a nivel personal, un golpe mortal para su ego.

Trump insistió en que su objetivo no es eliminar el régimen norcoreano, pero sí recalcó que “la desnuclearización debe tener lugar”. Y que debía ocurrir “mejor de una sola vez”, aunque abrió la puerta a un proceso “gradual”. Dijo que cree que Kim “habla en serio” cuando ofrece la desnuclearización, pero insiste: “Hay ciertas condiciones que queremos que se produzcan. Creo que conseguiremos esas condiciones. Y si no, no tendremos la reunión”.

Clarin

No hay comentarios aún.

Sé el primero en dejar tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *