Tutiempo.net
Michael dejó caos y destrucción en su paso por Florida: ya bajó a la categoría 2 Michael dejó caos y destrucción en su paso por Florida: ya bajó a la categoría 2
El temporal alcanzó el nivel 4 con vientos de 225 kilómetros por hora en su paso por las localidades del Golfo de México, en... Michael dejó caos y destrucción en su paso por Florida: ya bajó a la categoría 2

El temporal alcanzó el nivel 4 con vientos de 225 kilómetros por hora en su paso por las localidades del Golfo de México, en el norte de Florida.

La tormenta tropical Michael bajó a la categoría 2 tras su paso por el Golfo de México y el noroeste de Florida, Estados Unidos, donde causó caos y destrucción en localidades costeras y hasta a 70 kilómetros tierra adentro. Se registró una muerte.

“Esta tormenta puede matarte”, advirtió el martes pasado el gobernador de Florida, Rick Scott, al comunicar la orden de evacuación para los habitantes de las localidades que están en el paso de Michael, que llegó a la categoría 4.

La tormenta tropical tocó tierra este miércoles a las 14 en la zona conocida como “el mango” de Florida, en el sur de los Estados Unidos, donde arrasó las costas con vientos de 225 kilómetros por hora.

Un hombre murió al caer un árbol sobre su casa del Condado de Gadsen, Florida. En estas horas, la tormenta tropical se desplaza por el suroeste del estado de Georgia y continua el alerta por posibles marejadas, inundaciones y tornados, informó el sitio CNN.

La primera localidad en ser afectada fue la Ciudad de Panamá, en el norte de Florida, pero Scott afirmó que la tormenta podría volverse aún más poderosa con lluvias y tornados que afectarán a localidades hasta 72 kilómetros tierra adentro.

“El agua llegará varios kilómetros tierra adentro y podría fácilmente cubrir los techos de las casas”, expresó el gobernador de Florida en un mensaje tan honesto como preocupante para los habitantes de localidades en el camino de la tormenta.

Para el miércoles a la noche, Michael amainó hasta llegar a la categoría 2, pero no por eso se volvió menos peligroso: los vientos soplan a unos 160 kilómetros por hora en zonas donde las estructuras quedaron arrasadas o debilitadas.

Fuente: Minutouno

No hay comentarios aún.

Sé el primero en dejar tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *